Nutrición y embarazo

Nutrición y embarazo

Estado nutricional preconcepcional

El estado de nutrición de la mujer antes del embarazo es de igual importante que durante el mismo. El embarazo representa uno de los periodos en la vida que los requerimientos de energía, macro y micronutrimentos aumenta, por lo tanto si existe una desnutrición o deficiencias de nutrimentos específicos preconcepcionales puede condicionar a problemas durante el embarazo. Esto si no se tiene un monitoreo nutricional y obstétrico adecuado.

Las mujeres en edad reproductiva y con planes de embarazase se les recomienda mantener un peso dentro del rango normal y estado nutrición optimo.

Nutrición y embarazo

Se aconseja que la mujer embarazada lleve una dieta variada y equilibrada. A pesar de que las necesidades de nutrientes aumenta, este es proporcional a los meses de gestación y el aumento de los mismos debe de consistir en alimentos con alto valor biológico y de calidad y no tanto en cantidad.

Existen varios estudios que demuestran que un exceso o deficiencia de nutrientes en esta etapa de la vida puede provocar malformaciones fetales, partos prematuros, bajo peso del bebé al nacer, entre otros. Durante el embarazo, la única fuente de nutrientes del bebé, es la madre y si ella se encuentra desnutrida aumenta la probabilidad de que el bebé también lo esté. Aquí radica la importancia de un buen apego a un programa nutricional especializado e individualizado que no solo permita al bebé y a la mamá mantenerse sanos, si no que evite aumentos de peso excesivos que más adelante puedan provocarle a la madre enfermedades relacionadas a este.

Nutrición en la mujer lactante

Por lo general, el periodo de lactancia exclusiva materna es de 6 meses, por lo tanto durante este periodo la leche materna representa la única fuente de nutrientes para el bebé.

La calidad de la nutrición de la madre se relaciona directamente a la calidad de la leche que se le aporta al bebé. Durante esta etapa, al igual que en el embarazo, las necesidades calóricas y de macro y micronutrimentos aumentan, es por esto que es normal que la madre pierda peso.

Es de gran importancia vigilar que la pérdida de peso sea ponderal y que no se deba a una deficiencia calórica, lo cual pueda condicionar la calidad de la nutrición del lactante.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.